Publicado en Comunicación

Digitalizando que es gerundio

Mucho se está escribiendo sobre el apocalipsis universal de los medios, la crisis absoluta de la prensa y el fin del periodismo, del mundo y de la civilización tal y como la conocemos (o algo así). Pero esta semana me estaba dando cuenta de que igual con todo esto lo único que acabamos consiguiendo es un ecosistema mediático mejor. Quiero decir que, si bien es cierto que hay miles de periódicos que están desapareciendo, también lo es que, por un lado, hay medios alternativos que ocupan su espacio y, por otro, existen cabeceras que se han planteado la cuestión como una carrera de fondo y están totalmente convencidos de que hay que renovarse o morir.

En ese sentido, me he dado cuenta de que existen algunas cabeceras de las de toda la vida (centenarias incluso) que – en lugar de tirarse de los pelos y llorar amargamente por el guantazo que le ha dado Internet al establishment periodístico – se han arremangado y se han puesto manos a la obra para tratar de darle a los lectores (digitales) lo que están pidiendo. Creo que ya hay algunos buenos ejemplos de periódicos que han hecho los deberes y me ha parecido buena idea repasar algunos de los que, a mi juicio (personal, incompleto, parcial y totalmente subjetivo), mejor están entendiendo Internet no es una amenaza sino una oportunidad. Hay bastantes medios, sobretodo en los EEUU, que están haciendo bien las cosas en este sentido, yo me he limitado a seleccionar los tres que a mi más me gustan.

Clarín

Tomando como base el trabajo que hizo Mariano Amartino con la primera red de blogs del periódico, el diario más importante de Argentina ha desarrollado una estrategia en Internet basada en la distribución y la integración de las herramientas sociales. Es interesante cómo han encontrado en Twitter una herramienta para discutir y canalizar las opiniones de los lectores sobre la actualidad. Y también me parece que una sección como la de anuncios clasificados puede dar mucho juego  y, a nivel local, puede ser una interesante vía de financiación.

The  Guardian

Además de tener un diseño excepcionalmente bueno, este diario se ha esforzado especialmente por desarrollar el aspecto comunitario del medio.  No se trata sólo de crear cuentas en Facebook o Friendfeed (y de esforzarse por publicar en ella contenidos específicos para la red social en lugar de hacer un volcado de noticias); en The Guardian han puesto especial cuidado a la hora de integrar todos los aspectos en los que el lector pueda involucrarse en una sección específica. La gran aportación es que el medio unifica en el mismo espacio las historias más populares en los blogs con las noticias que más comentarios suscitan, además de aportar la información necesaria para que el lector saque partido a esta Comunidad.

The New York Times

Pese a la crisis publicitaria y a la drástica reducción de sus beneficios, el periódico más prestigioso de los EEUU ha buscado consolidar su liderazgo afianzando su presencia online. Hace unos meses asignó oficialmente a una de sus jefas de redacción más veteranas la tarea de gestionar la comunidad del diario.  Hoy en día la red de blogs del medio interacciona bien en sus contenidos y, de hecho, han puesto en marcha una iniciativa sorprendente: en su redacción de local se han integrado varios bloggers que cubren aspectos cotidianos de la información metropolitana.

NOTA – Sólo he recogido periódicos de tradición impresa que ha tratado de evolucionar de una manera diferente en su versión online. No he incluído ni periódicos exclusivamente digitales ni medios audiovisuales.

Publicado en Comunicación, Proyectos

Transformar la audiencia en comunidad

Acabando el análisis del que hablaba el otro día creo que he llegado algunas conclusiones sobre el camino que debe recorrer un medio de comunicación para aprovechar realmente las posibilidades comunicativas que ofrece la Red como revulsivo mediático.

Creo, sin duda, que el primer paso en esta línea es preguntarse “¿Qué público busco?“. Ya no vale decir “Todo, cuanto más, mejor”. Las estrategias que offline suman en Internet pueden dividir.

Teniendo claro cuál es el público que queremos es necesario aprender a conocerlo. Primero se deben investigar sus fuentes de información, sus intereses, el formato de los medios que lee y de las conversacines que genera (si las genera). En definitiva, conocer cómo es su vida online.

Lograrlo no es difícil, pero lleva tiempo. Hay varias maneras de conseguirlo: escoger un periódico que considermos que se adapta al perfil y rastrear sus comentarios (siguiendo los links que en ellos se añaden, los blogs a los que se redirigen…).

Conociendo de esta manera sus referentes y sus intereses llega la parte más difícil: generar un contenido que capte su atención, que entronque con la línea trazada a partir de la investigación previa y que lo mueva a implicarse en los hechos que le interesan.

Aquí llega la tercera fase: convertir el medio en una comunidad. En esencia la base de esta relación está en la interactividad, el feed-back sobre el que tanto han teorizado los expertos en comunicación. Las soluciones, como los públicos, son infinitas pero pueden agruparse en tres áreas:

  • Capacidad para generar contenido: a través de blogs, de comentarios, de recomendaciones
  • Capacidad para reconocerse e integrarse en una comunidad: grupos en redes sociales, galerías de fotos públicas, personalización de los contenidos y acceso directo a quienes los elaboran…
  • Capacidad para canalizar sus peticiones y sus requerimientos con respecto al contenido: el usuario debe sentirse el verdadero timonel del medio, guiando qué se publica y cómo
  • Capacidad para distribuir el contenido globalmente: a través de archivos descargables, versión para móvil, podcasts de video y audio…

El objetivo final será conseguir fidelizar un núcleo de lectores que, a su vez, actuarán de prescriptores, multiplicando el efecto de la comunicación.

ACTUALIZACIÓN 27/05/2009

Unas horas después de publicar este post me enteré vía Twitter de Mashable! que en el New York Times han fichado una Editoria para Medios Sociales. Se llama Jennifer Preston y va a orientar el trabajo de redacción para crear un flujo de información hacia y desde blogs, redes sociales, comunidades online… No sé, parece que algunos medios sí que empiezan a replantearse las cosas.

ACTUALIZACIÓN 04/06/2009

Parece que no vamos mal encaminados con lo que llevamos rondando últimamente en Summon Press; Chris Brogan – CEO de New Marketing Labs – ha publicado un artículo muy interesante en su blog sobre la diferencia real entre audiencia y comunidad que está generando un debate que vale la pena seguir

Publicado en Comunicación, Internet, Proyectos

Qué locura, qué locura…

Año nuevo vida nueva, creo que todos decimos lo mismo todos los años pero esta vez, y por lo que a mi respecta, ni miento ni exagero: ahora si que se acabó la tele. El programa de cine que tanto me ilusionó en un principio no era lo que me esperaba (ni yo ni ninguno del equipo) y desde hace un tiempo me estaban cortejando por otro lado. Ahora ya es oficial y lo puedo decir públicamente. Me acabo de incorporar con cargo (en inglés, jeje, como le gustan a Lu) al nuevo proyecto de Artvisual: se llama Summon Press y pretende crear un nuevo concepto de medios de comunicación o, el menos, pretende ser una plataforma que ponga a disposición de cualquiera las bases para hacerlo.

Para ser sincero todavía no tengo muy claro a dónde vamos a llegar (de hecho parte de mi primer trabajo va a ser definirlo) pero si que tengo claro que el reto es fascinante. Llevo años coqueteando con la Red (desde que terminé aquel lejano Máster en Periodismo Digital que se acababa de inventar El País) pero, salvo los proyectos puntuales y las colaboraciones continuas con un proyecto de contenido u otro, no la había acabado de ver como una opción real para los plumillas de mi calaña.

Craso error. En las últimas cuatro o cinco semanas me he dado cuenta de que el presente, ni siquiera el futuro, de los comunicadores debe ser Internet: el flujo abierto, las barreras de entrada mínimas, la sensación de comunidad,  la dimensión multimedia…

La verdad es que estoy muy verde en algunos aspectos (casi todos) y me queda mucho por aprender todavía pero el reto y la oportunidad son enormes. Además tenemos la oportunidad de experimentar con diferentes portales temáticos, con varios periódicos online y con una red de blogs. Lo que queremos conseguir es crear una consultoría que sea capaz de diseñar cualquier proyecto de medio online con posibilidades 2.0., desde la infraestructura técnica hasta el contenido.

De momento tenemos claro qué es Summon Press y qué queremos que sea. Ahora es cuestión de currar y conseguirlo.